Nueva Ley Hipotecaria en España: ventajas para el consumidor

La nueva Ley de Hipotecas podría entrar en vigor el próximo año. ©Freepik

La nueva Reforma de Ley Hipotecaria, que se aprobaría en la segunda mitad del año, tiene por objeto otorgar mayor transparencia en la concesión de este tipo de créditos, evitar las vinculaciones, endurecer las condiciones para su ejecución en caso de impago, entre tantas otras iniciativas.  

El pasado lunes , el Ministerio de Economía envió al Consejo de Estado el anteproyecto de Ley de contratos de crédito inmobiliario para que emita su decisión.

El documento, el cuál será enviado al Congreso de Ministros y luego al Congreso de Diputados, espera ver la luz el próximo año.

De ser aprobado, las hipotecas en España van a cambiar considerablemente y, al parecer, los únicos beneficiados serán los consumidores.

Entre los objetivos que persigue la nueva Ley se encuentran: proteger a los clientes, aumentar la transparencia en este tipo de contratos, evitar las reiteradas demandas contra la banca, y ofrecer seguridad jurídica al sector financiero del país.

Es importante recordar que, con esta nueva reforma, el Ejecutivo pretende cumplir con la exigencia de Bruselas de transponer a la legislación española la directiva europea 2014/17/UE, que establece las normativas comunes para el sistema hipotecario europeo.

No hay que olvidar que la Comisión Europea denunció a España y otros países del continente ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea por no haber incorporado de forma completa la normativa comunitaria antes del 21 de marzo de 2016.

Entre los principales cambios que ha anunciado el Ministerio de Economía para esta inminente reforma hipotecaria, y que afectarán los contratos que se firmen desde su aprobación, se encuentran:

1. Se eliminan las vinculaciones

La nueva reforma pondría fin a la venta cruzada o vinculaciones a las cuáles se someten los clientes al momento de contratar una hipoteca.

Las entidades bancarias no podrán condicionar la concesión del crédito a la adquisición de otro tipo de productos bancarios, como seguros Hogar o tarjetas de crédito.

2. Se aumenta el poder de la banca

Ajustándose a la directiva europea, la reforma hipotecaria española ampliará los poderes de la banca para que ésta tenga acceso a más información del solicitante al momento de evaluar la concesión de una hipoteca.

De esta forma, el Ejecutivo intentará evitar las concesiones irresponsables que se originaron, por ejemplo, durante los años de la burbuja inmobiliaria.

3. Se re-instaura la dación en pago

Con el fin de evitar el desahucio de la hipoteca, la nueva Ley Hipotecaria re-instaurará la dación en pago y llamará a ofrecer plazos “tolerantes” antes de iniciar un procedimiento de desahucio.

4. Se establece la etapa contractual

Antes de la firma del contrato, el cliente deberá obtener una copia del mismo y realizar una visita al notario para comprobar que todo está en orden y para aclarar todas las posibles dudas.

5. Se reducen las comisiones por cancelación anticipada

Hasta hoy, la amortización anticipada de la hipoteca era sinónimo del cobro de importantes comisiones por parte de la aseguradora por incumplimiento de contrato.

La nueva reforma intentará eliminar este tipo de recargos por amortización, tal como lo impone la directiva europea en vigor.

Comments of the page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a nuestro sitio web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. X