Autoconsumo Energético y su situación en España, parte 2

El real decreto trata de regular la conexión a la red de instalaciones de producción de energía eléctrica de pequeña potencia.

¿Quieres saber en qué se encuentra la normativa que rige (o que regirá) a los mecanismos de autoconsumo energético en España?. KillMyBill ha preparado una completa para que te enteres de todo y comprendas de una vez este tema tan complejo.

La realidad del autoconsumo energético en España

Como lo puedes haber leído en el artículo pasado, Las claves del Autoconsumo Energético, parte 1, la situación en España respecto a los sistemas de auto generación eléctrica desde las propias viviendas es uno de los temas más debatidos de los últimos tiempos.

Ya que, si bien el autoconsumo eléctrico es un mecanismo totalmente autorizado en el país, su desarrollo se ha visto interrumpido, en gran parte, por la inseguridad que poseen los consumidores en términos jurídicos y legislativos.

Y si te peguntas a qué se debe esa inseguridad, te contamos que no es ni más ni menos a causa del famoso borrador de la Propuesta de Real Decreto de Autoconsumo por el que se regulará dicha actividad y el cuál aún no tiene fecha de publicación.

¿En qué consiste la Propuesta de Real Decreto?

El Proyecto de Real Decreto tiene por finalidad establecer la regulación de las “condiciones administrativas, técnicas y económicas de las modalidades de suministro de energía eléctrica con autoconsumo y de producción con autoconsumo”.

¿Cuáles son sus objetivos?

Los principales objetivos de este nuevo proyecto, el cuál aún no tiene una fecha de entrada en vigor, son:

  • Establecer las condiciones reglamentarias para el funcionamiento de las diferentes modalidades de autoconsumo de energía eléctrica.
  • Estipular las condiciones económicas para la venta de los excedentes eléctricos a la red de energía convencional por parte de los productores.

¿A quiénes afecta el Proyecto de Real Decreto?

Esta pregunta es bien importante, ya que, tal como lo estipula el artículo número dos del decreto, la nueva reglamentación afectaría a todos aquellos consumidores que produzcan energía eléctrica para autoconsumo, o a todos aquellos que deseen instalar este tipo de mecanismo al interior de su vivienda.

¿Bajo qué modalidades funcionaría el autoconsumo?

En este sentido, las modalidades de funcionamiento de autoconsumo de energía eléctrica son bien precisas.

  1. Modalidad tipo A: para aquellos consumidores que producen energía eléctrica para el consumo propio y no se encuentran dados de alta como productor. Esta es la modalidad con la que cuentan la mayoría de las instalaciones de autoconsumo en España.
  2. Modalidad tipo B: en este caso, la instalación está inscrita en el Registro administrativo de instalaciones de producción de energía eléctrica y el propietario del mecanismo ha obtenido el alta como productor.
  3. Modalidad tipo C: este es un caso bastante raro pero que puede existir y consiste en que el consumidor se encuentre conectado directamente a la instalación de autoconsumo de un tercero.

¿Cuáles son los cambios más importantes que aportará el nuevo decreto?

Llegamos al gran punto de la discordia, pues si bien, el nuevo decreto aún no ha sido publicado, los descontentos, críticas y también algunas pocas defensas no se han hecho esperar.

Y, mientras la CNMC plantea que los usuarios con autoconsumo paguen menos primas a las renovables que el resto de consumidores, las asociaciones de energías renovables acusan a la nueva normativa de darle la espalda a las mejores prácticas que ha planteado la Unión Europea.

Pese a toda la polémica que ha creado este tema, el ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, respondió en junio recién pasado a una interpelación sobre el Real Decreto de Autoconsumo dando origen a una larga explicación de lo que significa la nueva normativa.

Sin embargo, para entender cómo te afectará el nuevo decreto para el autoconsumo energético, será mejor revisar punto por punto los artículos más importantes. Acá vamos:

Se elimina un peaje pero se crea otro…

Con el nuevo decreto se sustituye la polémica tasa conocida como “impuesto al sol” (un cargo que se cobraba a los auto productores) por dos nuevos peajes:

  • Un peaje asociado a las redes
  • Y un peaje asociado a los costes del sistema

En palabras simples, los consumidores ya no deberán pagar a las redes eléctricas cuando produzcan electricidad para el autoconsumo, pero deberán pagar “cargos” por esta práctica.

Es decir, se diferenciará entre un peaje para sufragar las redes, que el auto consumidor sólo costeará cuando esté vertiendo o recibiendo electricidad a la red.

Y los cargos del sistema, que cubrirán desde las primas a las renovables hasta las anualidades del déficit de tarifa, y que el auto consumidor deberá pagar en todos los casos.

Te excluyen del mercado regulado…

Tal como dicta el documento de Real Decreto, el titular de un punto de suministro no podrá tener contratado el servicio eléctrico con una comercializadora de referencia.

Tampoco tendrá derecho a ninguna modalidad del mercado eléctrico regulado, es decir el Precio Voluntario para el Pequeño Consumidor (PVPC).

Sin embargo, increíble parece el hecho que si cuentas con un sistema de autoconsumo y no tienes ningún contrato en vigor, puedes acceder al mercado regulado con la condición de ceder toda la energía que produces a la red convencional.

¿Dos contadores diferentes?

Escuchaste bien, pues el proyecto estipula que, de entrar en vigor, los consumidores que cuenten con un sistema de autoconsumo deberán tener dos contadores eléctricos: uno que mida la energía que tomas de la red, y otro que mida la energía producida por la instalación de autoconsumo.

Regalar un día y pagar al otro…

La nueva legislación propone que la energía excedente proveniente de tu instalación sea vertida a la red de forma gratuita.

Pero, por otro lado, deberás pagar el peaje extra por la energía que produzcas y consumas.

No a las baterías…

Exactamente, pues el nuevo real decreto prohíbe el uso de baterías u cualquier otro mecanismo de almacenamiento, además, penaliza a aquellos sistemas que ya cuentan con un mecanismo de este tipo.

Los únicos consumidores que podrán hacer uso de baterías son aquellos que no se conecten a la red eléctrica y dispongan por tanto de una instalación independiente.

Comments of the page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a nuestro sitio web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.