Guía para cambiar de operador de telefonía móvil

Cambiar de operador de telecomunicaciones puede significar un importante ahorro en tus facturas de móvil e Internet. ©Pixabay

Como la gran mayoría de los españoles, si ya llevas un par de años sin cambiar de operador de telefonía móvil, lo más probable es que a fin de mes sean varios los euros que se escapan en tus facturas de telecomunicaciones. Sigue esta guía para saber cómo cambiar de compañía fácilmente y conseguir un verdadero ahorro.

Se estima que un consumidor puede ahorrar hasta 120 euros anuales al cambiar de operador móvil. Sin embargo, ¿qué hace que muchos de los usuarios se resistan y continúen con la misma compañía durante años?.

Si bien es cierto, con la liberalización del mercado de las telecomunicaciones, los consumidores tienen la opción de cambiar de una compañía a otra con total derecho y libertad, el proceso para llevar a cabo este trámite no es siempre de lo más expedito o fácil de realizar.

En este guía te entregamos toda la información sobre el modo de proceder al momento de querer cambiar de operador de móvil en España.

Cuidado con las permanencias

Te aconsejamos que antes de pensar en cambiarte de operador de telefonía móvil revises muy bien este punto pues, en muchas ocasiones, puede ser motivo de un cambio en nuestros planes.

Hablamos de las cláusulas de permanencia, esos pequeños compromisos que has adquirido con la compañía al momento de firmar un contrato y que muchas veces hacen que no podamos dar la baja del servicio tan fácilmente.

Normalmente, ante la intención de cambiarte de compañía móvil, no es necesario que te pongas en contacto con la empresa que abandonas, puesto que el nuevo operador realiza todas las gestiones por ti.

Sin embargo, puede ocurrir que formes parte de ese grupo de consumidores que, por beneficiar de una oferta excepcional, hayas firmado un contrato con permanencia y la fecha de término aún no se haya terminado.

Penalizaciones por permanencia

Si tu periodo de permanencia no ha finalizado y aún así quieres cambiar de operador, no te preocupes… ¡es posible, pero pagando una penalización!.

Siempre que esté bien estipulado en el contrato, el antiguo operador puede aplicar una penalización por la baja anticipada del servicio.

Normalmente, esta multa consiste en una suma económica en proporción al tiempo que resta para la finalización del contrato.

Debes tener cuidado que en la penalización no sea excesiva y que se ajuste al precio real del teléfono libre.

Ante esta situación, la compañía que abandonas te llamará para verificar la baja e informarte del monto de la penalización.

Derecho a la portabilidad

En telecomunicaciones, la portabilidad nos permite conservar nuestro antiguo número de teléfono móvil al cambiarnos de operador.

La portabilidad es un derecho de los consumidores y las compañías están obligadas a entregar el número de un abonado cuando este realiza la baja del servicio y, simultáneamente, el alta con otro operador.

El proceso para cambiar de compañía dependerá del tipo de portabilidad que desees obtener y de la modalidad a la que estaba sujeta tu antiguo contrato. Frente a esto, te puedes encontrar con las siguientes situaciones:

No deseas portabilidad

Si estás pensando en cambiar de operador de telefonía móvil sin solicitar portabilidad numérica sólo deberás comunicar la baja del servicio a tu compañía actual y luego realizar el nuevo contrato con el operador que hayas escogido.

Debes recordar que, en este caso, perderás el número de teléfono que estabas utilizando hasta ese momento.

Deseas portabilidad desde un contrato

Aunque puedas estar pensando lo contrario, cambiarse de operador y acceder a una portabilidad desde un contrario anterior es más simple de lo que imaginas.

En realidad, basta con elegir una nueva tarifa móvil que se adapte a tus necesidades y contratar con el nuevo operador.

A diferencia de lo que ocurre cuando no deseas portabilidad, ya no es necesario darse de baja con la compañía anterior, pues la solicitud se realiza de manera automática entre los dos operadores.

Es importante que sepas que para que tu cambio sea efectivo, el operador antiguo deberá dar de baja todos los servicios asociados al número sobre el que se ha realizado la portabilidad.

Al mismo tiempo, la baja sólo cobrará efecto a partir del momento en que el operador de origen deje de prestar efectivamente el servicio.

No te cambies de operador sin comparar las ofertas

Antes de cambiar de operador es importante que compares las ofertas que presenta el mercado. Ante eso, KillMyBill te propone una completa y actualizada comparativa de las tarifas de telefonía móvil de todos los operadores de España.

Comments of the page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a nuestro sitio web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.