Distribuidora de energía: otro actor del largo recorrido

La empresa que distribuye la luz o el gas no es la misma que se la vende al consumidor. ©Pixabay

El recorrido que realiza la luz o el gas, para llegar hasta nuestros hogares es un largo trayecto en donde intervienen distintos actores. Las distribuidoras de energía participan en esta cadena llevando los suministros desde las redes hasta tu hogar. ¿Quieres conocer más sobre ellas?

¿Quiénes intervienen en el recorrido de la energía?

En el largo camino que recorre la luz o el gas hasta llegar a tu vivienda son varios los actores que participan. Ellos son:

  1. El productor de energía, tales como las centrales eléctricas o las centrales de gas natural.
  2. El transportista y operador, como lo es Red Eléctrica de España (REE).
  3. La empresa distribuidora, que se encarga de repartir la energía a los hogares.
  4. La comercializadora, la cual vende la luz o el gas a cada cliente.
  5. El destinatario o cliente, último destino de este largo trayecto.

¿Distribuidoras de energía?

La mayoría de los españoles saben de la existencia de las comercializadoras de energía, pues es con alguna de ellas que han tenido que firmar el contrato para dar de alta la luz o dar de alta la instalación de gas.

Sin embargo, de las empresas distribuidoras se escucha poco o nada.

Las distribuidoras energéticas son las empresas que se encargan de transportar la energía desde las redes de transporte hasta nuestras casas.

También, tienen la responsabilidad de gestionar, mantener y reparar las infraestructuras necesarias para el buen funcionamiento de los suministros y para que éstos lleguen de manera óptima y sin interrupciones hasta cada una de las viviendas.

¿Cuáles son sus otras funciones?

Las distribuidoras son las encargadas de reparar cualquier tipo de averías en el suministro, instalar los contadores de luz o gas y realizar las diferentes lecturas de consumo.

Además, son las responsables de desarrollar su propia red de repartición, la cuál debe estar siempre en condiciones de asumir las demandas de distribución de energía.

¿Y la venta de energía?

Al contrario de como aún lo creen algunos españoles, las empresas distribuidoras, desde el año 2009, no son las encargadas de la venta de energía.

Para esto, los consumidores deben contratar el suministro con la empresa comercializadora de su elección.

¿Cuáles son sus obligaciones?

Tal como lo dispone la Ley 24/2013, de 26 de diciembre, del Sector Eléctrico, las obligaciones a las que están sujetas las compañías distribuidoras, que no pueden ser aplicables a las empresas con menos de 100 000 clientes conectados a sus redes, son las siguientes:

  • Realizar su actividad de forma autorizada.
  • Mantener las redes de distribución eléctrica en las condiciones adecuadas de conservación e idoneidad técnica.
  • Aportar la información requerida por la Administración General del Estado para el establecimiento de la retribución y para una adecuada supervisión y control de su actividad.
  • Analizar, en condiciones de igualdad, las solicitudes de conexión a las redes de distribución y denegarla o condicionarla de acuerdo a los criterios que se establezcan reglamentariamente.
  • Ampliar las instalaciones para atender nuevas demandas de suministro eléctrico.
  • Informar al Ministerio de Industria, Energía y Turismo de las autorizaciones de instalación que les concedan otras Administraciones y comunicarle las modificaciones relevantes de su actividad.

¿Debes elegir una distribuidora de energía?

¡No! Pues, para minimizar al máximo los costes de los diferentes sistemas energéticos, la distribución de la energía se realiza en régimen de monopolio natural existiendo una red única de energía por tipo de suministro en cada zona del país.

La Administración establece la empresa distribuidora que actuará en cada una de las zonas y la cuál estará a disposición de las comercializadoras para prestar los diferentes servicios que los consumidores requieran.

Este punto es bien importante, pues como ya hemos escuchado en la mayoría de las informaciones referentes al alza en el precio de la luz o del gas, el término “peajes de acceso” nacerá directamente de este monopolio energético.

Pues si, ya que es la Administración la encargada de fijar estos peajes, los que se traducen en el coste que debemos pagar a las distribuidoras para acceder a su energía.

¿Cómo conocer tu distribuidora?

Tanto para tu instalación eléctrica como para tu sistema de suministro de gas, la identificación de las mismas siempre estará determinada por el Código Universal de Punto de Suministro (CUPS), el cuál podrás encontrar fácilmente en tu recibo energético.

¿Cuáles son las distribuidoras de energía?

Cada zona geográfica de España tiene una empresa distribuidora asignada con anterioridad por la Administración y si bien, actualmente, son más de 350 las empresas de este tipo, las más importantes son sólo cuatro. Ellas son:

  • Endesa: con presencia en Andalucía, Murcia, Navarra, La Rioja, Aragón, Canarias, Baleares, parte de Castilla y León, Cataluña y la Comunidad Valenciana.
  • Iberdrola: con presencia en Murcia, Valencia, Navarra, La Rioja, País Vasco y parte de Castilla la Mancha, Cataluña y Castilla y León.
  • Gas Natural Fenosa: con presencia en Galicia y parte de Castilla y León, Madrid, Castilla la Mancha y Andalucía.
  • E.ON Viesgo: con presencia en Cantabria y pequeñas zonas de Castilla y León, Galicia y Asturias.

Cambio de comercializadora, no de distribuidora

Es importante recordar que ante un descontento con alguno de tus contratos energéticos o si no estás de acuerdo con tus facturas a fin de mes, la opción sólo es cambiar de comercializadora de gas o cambiar de compañía eléctrica, pues aunque no te guste, no será posible elegir la empresa distribuidora que desees.

Comments of the page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a nuestro sitio web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración o obtener más información aquí.