8 pasos para solicitar un préstamo bancario

Gran parte de los bancos solicita los mismo documentos al otorgar un préstamo. ©iStock

¿Necesitas financiación para la compra de un nuevo coche o la remodelación de la cocina? No te preocupes, pues un préstamo bancario personal puede solucionar todos tus problemas. Y si no sabes cómo pedirlo, aquí te presentamos una guía que explica paso a paso cuánto, dónde y de qué forma solicitarlo.

Existen muchos motivos para querer pedir un préstamo personal a una entidad bancaria.

En efecto, hoy por hoy, miles de personas optan por este tipo de producto al momento de buscar la financiación necesaria para la realización de sus proyectos.

Sin embargo, acudir a la sucursal del banco para solicitar un préstamo puede ser todo un desafío.

Y sin bien es cierto, las entidades financieras están siempre disponibles para otorgar dinero a aquellos que lo requieran, éstas cuentan con pautas de solicitud bien precisas.

Por esto, es importante conocer todos los pasos que deberás dar para conseguir su aprobación y ciertos aspectos importantes al solicitar un préstamo bancario (diferencias entre préstamo y crédito, comisiones, etc.).

1. Determina la cuantía del préstamo

Lo primero que hay que hacer antes de solicitar un préstamo bancario personal es determinar la cantidad de dinero que necesitarás para la financiación del proyecto.

Un coche nuevo, reemplazar la antigua lavadora, unas vacaciones por el caribe… sea cuál sea el motivo, es importante conocer con antelación el monto que se quiere solicitar.

2. Conoce las entidades que ofrecen este tipo de producto

El segundo paso para la obtención de un préstamo bancario es enterarse de cuáles son las entidades financieras con las que se puede solicitar este tipo de producto.

Es importante saber que en España existen varios tipos de prestamistas, sin embargo, los más conocidos son los bancos.

Entre las entidades que otorgan préstamos personales se encuentran:

  • Bancos españoles
  • Bancos extranjeros
  • Cajas de Ahorro
  • Cooperativas de Ahorro

3. Compara las ofertas del mercado

El tercer paso será comparar las diferentes ofertas financieras del mercado.

Es muy importante prestar especial atención al importe del préstamo, el plazo, las tasas de interés y las comisiones.

Para poder evaluar cada préstamo en detalle, puedes visitar la comparativa de préstamos personales, en donde se encuentran reunidas todas las ofertas de las principales entidades financieras de España.

4. Realiza una proyección de las cuotas a pagar

El próximo paso, y una vez que ya conoces las características del préstamo que te interesa, es evaluar si tu condición financiera te permite pagar las cuotas que estipula la entidad para el producto escogido.

Realizar una proyección de entradas y gastos permitirá conocer si la cancelación mensual del préstamo afectará o no de manera drástica tu economía.

5. Averigua sobre los requisitos solicitados

El quinto paso es conocer cuáles son los requisitos solicitados por el banco o institución financiera que has elegido.

En España, gran parte de estas entidades tienen las mismas exigencias. Entre ellas se encuentran:

  • Ser mayor de edad.
  • Contar con un documento de identificación (DNI o pasaporte).
  • Demostrar una solvencia económica acorde con el monto a solicitar.
  • Presentar un Aval (tiene que cumplir con las mismas exigencias).
  • Justificativo de ingresos (3 últimas nóminas o declaración de IVA para los autónomos).
  • Contrato de trabajo.
  • No estar incluido en ninguna lista de morosos.
  • No tener deudas actuales con impagos.

No hay que olvidar que estos son los requisitos que se solicitan en la mayoría de las entidades financieras, sin embargo, cada una es libre de pedir documentos complementarios.

6. Pregunta sobre las condiciones especiales

El siguiente paso es preguntar a la entidad financiera con la que pienses firmar el contrato sobre las condiciones especiales del préstamo.

No olvides que, en algunos casos, se exige al cliente que contrate otro tipo de productos como condición para la aprobación del préstamo.

Entre ellas, las más comunes son:

  • Domiciliación de la nómina
  • Domiciliación de recibos
  • Contratación de diferentes tipos de seguros

7. Lee el contrato y la letra pequeña

Si ya has escogido tu préstamo y la entidad financiera con la que quieres contratarlo, es importante que te fijes en todos los puntos que incluye el documento y que leas, sobre todo, la letra pequeña.

Entre los aspectos que debes poner especial atención se encuentran:

8. Espera la respuesta del banco

Una vez depositada la solicitud de préstamo, el último paso es esperar la respuesta de la entidad financiera.

Ésta evaluará el factor de riesgo que representas para ellos y decidirá si les es conveniente o no otorgarte la financiación.

Comments of the page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a nuestro sitio web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración o obtener más información aquí.